TIPS PARA TENER TU COCINA LIMPIA

TIPS PARA TENER TU COCINA LIMPIA

TIPS PARA TENER TU COCINA LIMPIA

La forma más fácil de limpiar tu cocina es… ¡mantenerla limpia cada día! Aquí tienes algunos trucos que te ayudarán a evitar esa “gran limpieza” que estableces una vez a la semana, y que lograrán que tu cocina esté brillante todo el tiempo.

 

Una licuadora fácil de limpiar

Limpiar la licuadora puede ser una de las tareas de la cocina que más nerviosas nos pone, pero realmente no tiene por qué ser así, haz lo siguiente:

En cuanto termines de usarla, coge el vaso y enjuágalo en el fregadero para quitar la grasa y la suciedad. Después llénalo de nuevo con agua tibia y añade una gota de detergente líquido, colócalo de nuevo en la licuadora, pon la tapa y déjalo funcionar 20 segundos. De esta manera no te volverás loca intentando eliminar los restos con el estropajo,Después solo tienes que enjuagar, repasar por fuera y dejar secar.

Ayuda a tu lavavajillas a ayudarte

Sabemos que suena obvio, pero es así. Si eliminas los restos de comida de los platos y de tu batería de cocina antes de meterlos en el lavavajillas conseguirás mejores resultados y una limpieza mucho más eficaz. Puedes usar un rascador, o los propios cubiertos y servilleta.

El remojo es tu “amigo”

A veces los platos solo necesitan darse un buen baño. Para ahorrar tiempo, antes de que llegue la hora de fregar, ¿por qué no metes tus sartenes en remojo? Puedes hacerlo incluso antes de sentarte a la mesa. De esta manera luego tendrás la cocina más organizada y podrás seguir con otras tareas.

Puede parecer un consejo contrario a lo que te dice la intuición, lo sabemos. Pero se ahorra tiempo, prometido. Solo enjuagando los utensilios de cocina y dejándolos en el fregadero ya estás reduciendo el tiempo necesario para organizar el lavado posterior. De esta manera, consigues eliminar el olor y quitar la grasa a la vez que ahorras tiempo y mejoras los resultados.

Tu lavavajillas: tu héroe en la cocina

Siempre hay días en los que el lavavajillas está solo medio lleno, y a menos que emplees un programa ecológico, el lavavajillas utiliza la misma cantidad de agua cada vez que lava. No dejes que el exceso de agua se desperdicie, ¿por qué no hacer que trabaje para ti?

¿Necesitas limpiar la nevera? Desmonta los estantes y mételos en el lavavajillas, ¡hay muchas más piezas desmontables de las que imaginas! También puede meter las tapas de los quemadores y estarás solucionando parte de la limpieza de la cocina.

No tengas reparos, cualquier cosa de tu cocina que sea pequeña y admita limpieza en el lavavajillas, métela, ¡así te ahorras un poco de esfuerzo adicional!

Aumenta el brillo de tus superficies

Las superficies son una de esas cosas que parecen fáciles de limpiar pero pueden resultar tediosas cuando se trata de manchas secas de salsa.

La forma más fácil para enfrentarse a las superficies, e incluso a las más difíciles de limpiar, como las manchas de grasa de la encimera… ¡es simplemente limpiar a medida que ensucias! Dedicar 5 minutos a limpiar lo que acabas de ensuciar evita que más tarde tengas que emplear más tiempo porque se te ha “acumulado el trabajo”.

Author Info

Administrador

No Comments

Post a Comment

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.